Carta al Padre es una obra literaria que trata temas muy orgánicos desde la crianza, la autoridad, la adolescencia, la represión y el deseo por hacer lo anhelado. Kafka logra una descripción de su padre y contextos tan a fondo que te lleva a vivir y sentir cada momento. La obra realmente trasmite muchos sentimientos […]

Carta al Padre es una obra literaria que trata temas muy orgánicos desde la crianza, la autoridad, la adolescencia, la represión y el deseo por hacer lo anhelado. Kafka logra una descripción de su padre y contextos tan a fondo que te lleva a vivir y sentir cada momento.

La obra realmente trasmite muchos sentimientos de tristeza, de dolor y culpa, pues Franz a medida que narra cada situación le reprocha a su padre la forma de crianza y las imposiciones de su voluntad sin respetar su deseo, el de su madre, sus hermanas e incluso el de sus empleados. Todo esto es una carga difícil de llevar, pues a medida que crece aumenta su inseguridad y frustración por ser un hombre frágil física y emocionalmente. El trato recibido por su padre, aquel hombre grande, ancho, de voz potente, triunfador en la vida y en los negocios llega hasta el punto de llamarlo bueno para nada y parásito, evidentemente por la relación de poder que había entre los dos y el que la época le daba al Señor de la casa. Pero a su vez es contradictorio, ya que en todas las situaciones se presenta como un perdedor al reprocharle esto a su Padre y le reconoce el valor de las cosas que según él, hacía por el bienestar de toda la familia.

Estas dos líneas nos hacen preguntarnos sobre lo que deseamos y cómo nos estamos relacionando con nuestros seres queridos: “Tú sólo puedes tratar a un niño de la misma manera con que estás hecho: con fuerza, ruido e iracundia, y esto te parecía además muy adecuado”.

En definitiva Kafka nos deja ver los mecanismos de educación y control que se tenían en las familias de la época (inicios de 1900). Es evidente que era una estructura muy rígida y fundamentada en estrategias poco pedagógicas. El amor, la familia, el respeto por el padre, el trabajo, la intimidación, la represión y la lucha interna por aguantar esta salvaje mezcla de emociones y acciones nos llevan en la actualidad a reflexionar sobre la forma de concebir nuestro actuar en familia y sociedad, visibilizando algunos efectos de la represión y frustración en los adolescentes y jóvenes de nuestra era.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados (requerido)